CONTROVERSIA EN CIERNES

0
11

Una de las derivaciones de la partidocracia que domina el Congreso federal, es la supina ignorancia jurídica de sus cuadros dirigentes y nomenclatura; el lance que protagonizaron hace unas semanas las cúpulas del Pan y del Prd, en contra del gobierno del Estado, focalizado en la persona del gobernador Roberto Sandoval y el fiscal de hierro Edgar Veytia, tiene hoy otro corolario; en efecto, la comisión permanente del congreso, aprobó la integración de una comisión integrada por senadores y diputados de varios partidos, que tiene por objeto “vigilar el desarrollo de las elecciones del Estado de Nayarit”, los constitucionalistas, levantaron la ceja al conocer lo anterior.

Y es que, por si usted lo ha olvidado, como al parecer lo hicieron dirigentes partidarios y legisladores federales; aún está vigente el apartado de nuestra carta magna, que señala la conformación de la república mexicana, en Estados soberanos en su régimen interno, que gozan de autonomía política; y el proceso electoral local, es una de las atribuciones constitucionales de los poderes estatales, con su propia legislación y órganos responsables de organizar y llevar a cabo las elecciones y una sala constitucional electoral en el poder judicial, apta para conocer de las inconformidades de  ciudadanos y partidos contra acciones, resolutivos y resultados del mismo proceso electoral.

El acuerdo de la permanente federal, vulnera en principio la autonomía del Estado de Nayarit, para darse su proceso interno de renovar ayuntamientos y el congreso local; y, además, si le rascamos un poco, de momento, no encontramos atribuciones de la comisión permanente del congreso federal, para constituír una comisión que tenga el carácter de revisora del proceso electoral de la entidad.

Acto –el nombramiento de tal comisión- que se puede ubicar en la Ley reglamentaria de las fracciones I y II del numeral 105 de la carta magna, lo que le deduce al gobierno estatal, al propio gobernador Roberto Sandoval, el ejercicio de una acción de controversia constitucional, que tiene su propia ruta procedimental en esta legislación invocada, del modo que, si en cuarto de guerra del gobernante, sus abogados lo prevén, procede la demanda en contra de la permanente del congreso federal y se puede solicitar la suspensión de las actividades de la comisión de marras, hasta la sentencia que debe dictar la Suprema corte de justicia de la nación.

En la parte sustantiva del acto de la permanente, al no ser autoridades electorales locales o federales, la existencia de dicha comisión, es una auténtica intrusión en el proceso local que los nayaritas tenemos para dotarnos de las entidades legales para el proceso de renovación de los poderes locales; se rompe el principio del federalismo electoral, aunque la creación reciente del INE y sus atribuciones, es un auténtico retroceso en el perfeccionamiento del federalismo democrático que demandan los mexicanos.

AÚN SOMOS UNA FEDERACIÓN

En México, existe el sistema de  distribución de competencias, que garantiza a cada órgano del Estado conozca las situaciones de derecho o de hecho a partir de sus propias circunstancias y supuestos jurídicos concretos; el numeral 40 de la carta magna, establece que somos una república representativa, democrática, federal, compuesta por Estados libres y soberanos en todo lo concerniente a su régimen interior; estamos unidos en la federación, según los principios constitucionales de la carta de Querétaro.

Un sistema federal presupone el reconocimiento de acciones que convergen, que unen a los Estados con la federación en cuanto a asuntos de interés nacional; así, tenemos dos niveles de autoridad claramente diferenciados; los poderes locales mantienen y diseñan su propio ámbito particular de acción jurídico-política; que entre otras, crear sus propias normas de derecho electoral y mantener un territorio de libertad y soberanía en lo que a su régimen interno se refiere.

La Suprema Corte de Justicia de la Nación ha establecido los órdenes jurídicos que existen dentro de nuestro sistema político; de entre los cuales está el constitucional, que establece en su aspecto orgánico, el sistema de competencias al que deberán ceñirse la federación, los Estados, municipios y el DF; bajo esta tesitura, es un vulneración de nuestro régimen constitucional interior, la creación de una comisión de legisladores federales que venga a realizar de facto, labores de vigilancia, inspección e intrusión en el proceso electoral de los nayaritas.

Ahora, quién de los hombres cercanos a Roberto Sandoval, es el que puede presentarle un análisis jurídico político de lo que representa la creación de la comisión de marras y su inminente radicación en la entidad, porque el acuerdo de la permanente señala que deberá de dárseles todo el apoyo logístico y administrativo para el cumplimiento de sus fines; y esto suena a dinero contante y sonante, para contratar, local, teléfonos, internet, carros, choferes, y todos los etcéteras que  quiera usted ponerle, sabiendo cómo se las gastan los legisladores federales en sus acciones extra muros.

¿La nueva sub secretaria, Yesca Cárdenas..? quién es la que ha suplido en el jurídico del despacho del gobernador al ahora magistrado Miguel Ahumada; ¿o el singular abogado Aldo Becerra..? a cargo de la subsecretaría jurídica en la Secretaría general; el asunto es que en este gobierno, se hacen muchas cosas, demasiadas quizás, empero, dentro de su dinámica, no conocemos que tengan espacios de reflexión y análisis de cuestiones trascendentes en su interlocución con los poderes federales.

Cualquier abogado medianamente experimentado, sabe que los principios constitucionales de la estructura jurídico política del Estado mexicano, al ser vulnerados por uno de los poderes de la unión, pueden dar motivo a una controversia constitucional, en este caso, por parte del gobierno de Nayarit, que es el agraviado por la formación de esa comisión de legisladores federales; ahí está el tema.

Con Rigoberto Ochoa, en las elecciones de fin de sexenio y con Antonio Echevarría en las elecciones intermedias tuvimos comisiones similares, injerencistas que obstruyeron el proceso, al primero por ser rural y al segundo por obcecado, a los dos gobernantes les reventaron sus elecciones internas. Ahora con Roberto Sandoval, ¿lo van a permitir..? ¿o demandarán la controversia constitucional que se antoja viable y procedente..?

Contacto.- luisi48@prodigy.net.mx

Artículo anteriorTESTIMONIOS, ARTILUGIO DE CAMPAÑA
Artículo siguienteLA BATALLA CONTRA EL PODER
Incursiona en géneros periodísticos, hace reportajes e investigación; es abogado, en “La Voz de Nayarit” como analista político. Los avatares del periodismo de opinión lo llevan al extinto “El Nayar”; posteriormente al revivir el diario como “Meridiano” es uno de sus columnistas principales. El gobierno de Celso Delgado y las organizaciones de periodistas le entregan el Premio Estatal de Periodismo 1993 en la modalidad de “Crónica”. Hace treinta y cinco años nace el periódico regional “Avance” y desde entonces es miembro de su página editorial como analista político. Pionero en Nayarit de periodismo en Internet, publica una página en la web “Crónicas del Sexenio”; se muda un par de años a Nuevo Vallarta y publica en los periódicos “Vallarta Opina” y “Nayarit Opina”. De regreso a Tepic incursiona en la Televisión pública como analista político. Establece una Consultoría Jurídica-Política y retoma el espacio en Internet, como periodista de opinión y reportero entrevistador.