AFERRARSE AL PUESTO, PESE A TODO

0
13

Es uno de esos curiosos personajes de la fauna local, carece de valor intrínseco, nulas sus luces personales, siempre a la vera de Germán Rodríguez, un escudero que hacía el trabajo sin escrúpulos en todos los espacios del poder, que durante más de cuarenta años ha sido usufructurario; hoy se aferra al mismo de manera inopinada, concluye la tragicomedia de los excesos.

En la presidencia del TSJ, el maestro Germán contribuye en la herencia, deja de ser cola de León, y asume la presidencia del tribunal, y helo ahí, revela las limitantes de su personalidad, el puesto le sirve para hacer festejos cada fin de semana en el rancho de la familia; ni una sola acción trascendente, sustantiva, que nos indique cultura jurídica, inteligencia emocional o algún otro atributo que le distinga como jurisconsulto.

Frivolidad, simplismo aldeano, en sus intervenciones, con inusual desdoro coge los documentos de presidencias anteriores y sin pudor alguno, hace el refrito de discursos, el escriba descubre párrafos enteros de documentos proyectados con anterioridad; espíritu de copista, plagiario de ideas y frases grandilocuentes, expresadas con susurrante oralidad.

Recién egresado de la Facultad de Derecho de la U de G, a partir de 1969 se subió al carro de la revolución en el poder judicial, un paso como magistrado del Tribunal Electoral del Estado; secretario de juzgados, juez de primera instancia en varios partidos judiciales, secretario general de acuerdos y Magistrado suplente (por vez primera) del TSJ del Estado de Febrero de 1991 al mes de Septiembre de 1993.

Es nombrado Magistrado supernumerario del TSJ del mes de Noviembre de 1999 al 9 de Julio de 2003, en ese tiempo, Adán Meza deja la presidencia y pasa como secretario general de gobierno; así, es nombrado el 10 de julio de dicho año 2003 Magistrado numerario Sustituto del TSJ, con fecha de conclusión del encargo el 23 de Septiembre de 2005.

Con un gobernador a modo, se lleva a cabo el procedimiento que establece la Carta local y la Ley orgánica del poder judicial; nuestro hombre es evaluado por la comisión respectiva de los diputados de entonces y es por ¡tercera vez! nombrado Magistrado numerario del TSJ, mediante el procedimiento de ratificación, y conforme al decreto del Congreso su periodo concluye el 10 de Julio de 2013.

LAS FECHAS Y LA INEXISTENCIA DE SU INAMOVILIDAD

Han sido sus nombramientos, de facto irregulares, sustituto en dos ocasiones y al ser ratificado por el congreso en el 2005, ya con las reformas constitucionales, no podían los diputados nombrarlo magistrado numerario por el lapso de diez años, le nombran por ocho, y tal circunstancia no lo prevé la Carta local; de cualquier manera, ya ha sido Magistrado doce años el angelito.

Ahora, pese a la expósita irregularidad de su magistratura, el Poder judicial ha iniciado el procedimiento de evaluación para integrar el expediente y remitirlo al Congreso del Estado; al ser interrogado si estaba dispuesto a ser evaluado, el aludido contestó: “yo, ya fui ratificado por el Congreso y por lo tanto mi magistratura es inamovible..” ante el azoro de los comisionados por el CJE y de la presidencia, se deja constancia de tales asertos.

Luego, mediante expresiones en la red social, han señalado que “conforme a la constitución el magistrado fulano de tal, ya es inamovible su magistratura..” y además, pujaron algunos de sus pares en el tribunal superior, en contra del magistrado presidente, quien de manera puntual señaló, que de ninguna manera, en este caso, ni en ningún otro, iba a litigar en contra de dos instituciones públicas, como lo son el Poder ejecutivo y el Legislativo.

Enríquez Soto, como buen constitucionalista que es, ha expresado que los integrantes del TSJ no son parte en absoluto en el proceso de nombramientos que establece la Carta local, es un territorio reservado para el gobernador y los diputados; entre estos poderes se entienden, al poder judicial solo le corresponde acatar sus resolutivos.

En el caso que hoy nos ocupa, lo rocambolesco que destaca es la actitud que raya en la irracionalidad, con el excesivo número de magistrados y la expósita inutilidad de varios de ellos que no tienen la mínima experiencia ni el perfil de jurisperitos, no debería de sorprendernos, sin embargo, por ahí dicen que ha señalado a sottovocce, que al tener a dos de sus hijos en importantes puestos en el poder ejecutivo, el gobernador lo mantendrá como Magistrado permanente! Per séculaseculorum.., pues.

El actual estado del poder judicial, es producto de un delirio megalómano del sátrapa ex gobernador; hoy, se presenta con la terminación del periodo del interfeuto y en el mes de septiembre de otros tres magistrados, la espléndida oportunidad de llevar a cabo la contra reforma constitucional, luego de varios estudios, se llega a la conclusión interesante, que de darse, remodelaría en serio la vida jurisdiccional de la entidad.

El TSJ quedaría con once magistrados de número; y desaparecería también el Tribunal de Justicia Administrativa, cuya inutilidad es a todas luces manifiesta; con la contra reforma constitucional, los Juzgados civiles de primera instancia, absorverían las facultades que hoy el TJA tiene, y la Sala constitucional, actuaría como tribunal de alzada en esta materia, de la cual hoy se carece, es un etapa inútil e innecesaria antes de irse a juicio de garantías.

El asunto del magistrado que iluso se aferra a una inconstitucional ratificación o a una declaratoria inaudita de inamovilidad, quedará subsumido en este escenario como mero rescoldo de la megalomanía del sátrapa ex gobernador; y como punto de referencia para la remodelación del Poder judicial de Nayarit, cuya existencia reclama por sobre todas las cosas, un ámbito de profesionalismo que le dé prez a la función jurisdiccional, sin exceso alguno ni como mecanismo de seguridad de ningún funcionario ido.

Contacto.- luisi48@prodigy.net.mx

Artículo anteriorNUEVA LEY DE AMPARO
Artículo siguienteEN EL CONGRESO AMPLIAN EFICACIA EN DERECHOS HUMANOS
Incursiona en géneros periodísticos, hace reportajes e investigación; es abogado, en “La Voz de Nayarit” como analista político. Los avatares del periodismo de opinión lo llevan al extinto “El Nayar”; posteriormente al revivir el diario como “Meridiano” es uno de sus columnistas principales. El gobierno de Celso Delgado y las organizaciones de periodistas le entregan el Premio Estatal de Periodismo 1993 en la modalidad de “Crónica”. Hace treinta y cinco años nace el periódico regional “Avance” y desde entonces es miembro de su página editorial como analista político. Pionero en Nayarit de periodismo en Internet, publica una página en la web “Crónicas del Sexenio”; se muda un par de años a Nuevo Vallarta y publica en los periódicos “Vallarta Opina” y “Nayarit Opina”. De regreso a Tepic incursiona en la Televisión pública como analista político. Establece una Consultoría Jurídica-Política y retoma el espacio en Internet, como periodista de opinión y reportero entrevistador.