ANTINOMIA GUBERNAMENTAL

Luis Ignacio Palacios 26/02/2021 Comentarios
ANTINOMIA GUBERNAMENTAL
  • Cuando llegaron dijeron una cosa, al terminar hacen lo contrario
  • Dos magistrados más al TJA, crece la burocracia para los amigos
  • Y los diputados a procesar las reformas a la carta local

El sello del oficio sin número que suscribe Antonio Serrano Guzmán, secretario general de gobierno, que remite a Merced Gómez Ortega encargado del despacho  de la secretaría general del congreso del Estado, registra las 13:30 horas del 18 de febrero de 2021; tiene fecha del 18  del mismo mes y año.

Es la iniciativa de decreto para reformar y adicionar la carta local, que remite el gobernador Antonio Echevarría García, para nombrar dos magistrados más, para integrar el Tribunal de Justicia Administrativa; en su legajo de ocho cuartillas trata de justificar la necesidad de la medida, aumentar la burocracia de entidades paralelas al gobierno, cuando su principal objetivo al inicio de su gobierno era todo lo contrario.

El proyecto justifica que “resulta necesario diseñar nuevo esquemas jurídicos de integración y organización interna del Tribunal de Justicia Administrativa que sirvan como garantías de estabilidad, independencia y autonomía..”

“a efecto de establecer que el TJA se integrará por siete magistrado, quienes además de funcionar en pleno para los temas de su competencia, estarían adscritos a dos salas colegiadas (con tres integrantes) con competencia en jurisdicción contenciosa administrativa y a una sala unitaria especializada en responsabilidades administrativas..”

Señalan sus registros que en el 2019 fueron de 1360 demandas de nuevo ingreso; es un prolijo ejercicio de maromas verbales con tintes justificatorios para adicionar la carta local, meter a dos de sus incondicionales, y tres supernumerarios que durarán en su encargo diez años.

Otra chamba para los diputados integrantes de la actual legislatura, que se ven conminados a hacer malabares administrativos para seguir siendo obsequiosos con el gobernante.

Este proyecto de iniciativa de decreto, se inserta en la nueva ocupación del gobernador Toño Echevarría, dejar a sus favoritos en puestos claves de la administración pública estatal que tienen la competencia para conocer en el futuro posibles acciones judiciales en contra de su administración.

Es el privilegio del gobernante, sin duda, sólo sus chicharrones truenan; el tema que salta en la comentocracia es que, esta iniciativa de reformas al TJA, la conocimos desde el año pasado, cuando sus posibles beneficiarios, es decir el par de Abogados malandrines  que serán designados magistrados numerarios de este tribunal, lo festinaron en sus reuniones y en sus espacios de la red social del FB.

Y se trata de dos letrados, de cuestionable prestigio, que en su vida han ejercido la profesión de litigantes, han estado como rémoras en la administración pública, y hoy se encuentran aparentemente desempleados  y que a la luz de la mass media, son impresentables, exultantes, codiciosos y profundamente antipáticos.

Qué pena, que una administración que llegó legítimamente con el mandato de los votos y con las esperanzas de hacer un buen gobierno termine al igual que todos, de espaldas al pueblo que lo eligió; en el estercolero de sus afanes de trascendencia y en la búsqueda de su seguridad transgubernamental, para que llegado el momento, si son investigados, tengan a los funcionarios en los puestos claves para nulificar las obvias acciones de fiscalización que le deben ser inherentes a un Estado democrático de derecho.

En sus delirios afiebrados, ya se sienten los operadores políticos del próximo gobierno, já..! confunden buena disposición con ingenuidad…

Contacto.- cronicaslip@gmail.com

 

 

 

Interactúa con el autor, deja un comentario u opinión »

Ir al contenido