EL EFECTO MOREIRA

Ríos de tinta, cientos de miles de “bites” se están escribiendo y lo seguirán haciendo, durante el proceso que la justicia española ha iniciado en contra del ex gobernador de Coahuila, ex presidente nacional del Pri, cuya presencia ahí, posibilitó la candidatura del actual presidente, en una inusitada anfictionía de la nomenklatura del Pri nacional, que a la postre les permitió recuperar el paraíso perdido, la poderosa presidencia de la república.

Ahora con la cloaca destapada, sabemos que los senadores del Pan en su momento, descubrieron las irregularidades que se hacían entre el entonces gobernante y su incondicional congreso estatal, que, dice Ernesto Cordero que desde el 2011, presentaron las denuncias respectivas ante la autoridad competente, los 34 mil  millones de pesos que contrató el gobierno de Humberto Moreira, estaban respaldados por documentos apócrifos.

La procuraduría Fiscal de la federación empantanó la denuncia; luego entonces el tesorero de Moreira, Javier Villarreal huyó, hasta que se entregó a las autoridades gringas, en el Estado de Texas, donde inexplicablemente para muchos mexicanos, se ha incoado una causa en contra del ex gobernador y de sus principales funcionarios y empresarios que entraron como operadores para triangular (lavar pues!) decenas de millones de pesos, desde el banco Banorte al banco de la unión americana.

En España, la audiencia nacional que inicia el proceso, aplica su ley contra el narcotráfico, el blanqueo de dinero, así como la asociación criminal en contra del singular becario del SNTE, preso desde el viernes pasado, cuando llegaba con su familia, Humberto Moreira, es hoy el emblema más genuino, auténtico, de la corrupción rampante que desarrollaron los gobernadores del Pri, cuando carecieron de su eje conductor, el presidente de la república priísta.

Hubo varios ensayos de sociólogos, politólogos, especialistas en el quehacer de los órdenes de gobierno, que, sin el presidente de la república emanado del Pri, los gobernadores y ediles, prácticamente se volvieron locos y se desataron a lo pendejo, contratando deuda y más deuda, más allá de lo financiera y políticamente correcto, quebraron las finanzas de las entidades; ese es el caso del ahora preso en España, cuya deuda que heredó ¡a su hermano! será pagada por dos o tres generaciones de coahuilenses.

CASOS MEXICANOS

Sabe usted, caro lectos cuántos exmandatarios estatales están hoy en reclusión? Solo cuatro, incluyendo a Moreira. Le cambio la pregunta, en los últimos 25 años, ¿sabe cuántos han pisado una cárcel, más allá del resultado final de su proceso?

Solamente: Óscar Espinosa (último regente del DF), Pablo Salazar, Narciso Agúndez, Mario Villanueva, Andrés Granier, Armando Reynoso, Jesús Reyna y, ahora, Humberto Moreira.

Y les agregamos a los exgobernadores procesados a Tomás Yarrington, de Tamaulipas, y Jorge Torres López, de Coahuila, actualmente prófugos de la justicia. Nada más, entonces..? somos un pueblo que tiene gobernantes honrados o sencillamente tenemos que reconocer que somos un Estado en donde el gobernante raba impunemente los recursos públicos y somos ya un país de cínicos.

A contrapelo, “en la Unión americana, un cínico diría que Estados Unidos es un país con una clase política más corrupta que la de México, por el gran número de funcionarios y representantes que han sido sentenciados en el lapso mencionado.

Los gobernadores de Alabama, Arizona, Arkansas, Connecticut, Guam, Illinois, Luisiana, Missouri, Ohio, Oklahoma, Rhode Island, Virginia, Virginia Occidental y los vicegobernadores de Carolina de Norte, Vermont y las Islas Marianas han sido declarados culpables o aceptaron su responsabilidad en la comisión de distintos delitos.

Actualmente, el gobernador de Oregon, John Kitzhaber, está bajo investigación luego de haber renunciado al cargo el año pasado, cuando acababa de iniciarse su cuarto periodo consecutivo.” (Pascual Beltrán del Río, director de Excélsior)

Para el ciudadano común, es claro que la lucha en contra de la corrupción de los gobernantes de los tres órdenes de gobierno ha sido una grotesca y ridícula farsa..!

La inmensa mayoría de los mexicanos, tienen la convicción de que ser político en México es, una espléndida oportunidad, una patente de corso para abusar del poder y saquear las finanzas públicas.

El sátrapa de la Mololoa, el ex gobernador Ney González representa en nuestra entidad, el pequeño Moreira, su familia e incondicionales, ex funcionarios de primer nivel, siguen impunes, los registros de los latrocinios ahí están, en las auditorías que ha practicado el OFS, en las exhibiciones de su inusitada riqueza y sin embargo nos seguimos preguntando el porqué de la inacción gubernamental.

Menuda condición en la que se encuentra Roberto Sandoval, el deimurgo que lo hizo gobernador preso en España por corrupto; y su gobierno silente e inane, nada han hecho contra los corruptos del sexenio anterior.

Contacto.- cronicaslip@gmail.com

 

Artículo anteriorPREGUNTAS A LUIS APASEO
Artículo siguienteFISCALIZACIÓN VS MALVERSACIÓN
Incursiona en géneros periodísticos, hace reportajes e investigación; es abogado, en “La Voz de Nayarit” como analista político. Los avatares del periodismo de opinión lo llevan al extinto “El Nayar”; posteriormente al revivir el diario como “Meridiano” es uno de sus columnistas principales. El gobierno de Celso Delgado y las organizaciones de periodistas le entregan el Premio Estatal de Periodismo 1993 en la modalidad de “Crónica”. Hace treinta y cinco años nace el periódico regional “Avance” y desde entonces es miembro de su página editorial como analista político. Pionero en Nayarit de periodismo en Internet, publica una página en la web “Crónicas del Sexenio”; se muda un par de años a Nuevo Vallarta y publica en los periódicos “Vallarta Opina” y “Nayarit Opina”. De regreso a Tepic incursiona en la Televisión pública como analista político. Establece una Consultoría Jurídica-Política y retoma el espacio en Internet, como periodista de opinión y reportero entrevistador.