GLOSA: DIATRIBA, Y DE PENA AJENA

Luis Ignacio Palacios 03/11/2015 Comentarios

Lo grave de la impericia política es que hasta que los hechos se les colapsan, se percatan de la necesidad de ser asesorados; o a lo mejor, el margallate que ayer constituyó la sesión del congreso local, así fue perversamente diseñado; un gentío de acarreados para hacer bulla ante las esperadas diatribas y descalificaciones de los diputados de la oposición, en ocasión del primer día de la glosa del IV informe del gobernador Sandoval.

Empero, a algún despistado se le ocurrió empalmar el homenaje al líder y empresario campesino Nicolás Carrillo Palomera, en la misma sesión, llegó Manuel Cota y sus huestes y aquello se convirtió en un inmanejable gentío que duplicaba en número no solo las butacas, sino el espacio mismo de la sala de sesiones; al saludar a la “Güera” Valdivia, le comento si vino al congreso desde su cálido Santiago para el homenaje de Nicolás, a lo que festiva me contesta: “no, vine por qué Manuel me lo pidió…” viendo mi cara de extrañeza, en corto abunda: “mira, tu ya me conoces, ya estaba retirada de la política, pero Manuel Cota fue a pedirme que le ayude en su proyecto, y pues aquí me tienes trabajando en la costa y la zona norte..” Buueeenooo, pues mucha suerte! –y me despido de mi vieja amiga.

La jornada de la glosa de los informes del gobernador Roberto Sandoval, se ha convertido en un verdadero quebradero de cabeza para él y para sus principales colaboradores; no han podido descifrar el método adecuado para que los rijosos y vociferantes diputados opositores, no les pongan una chinga de perro bailarín; por todo lo que ayer escuchamos, podemos colegir que lo que no tiene Roberto, son operadores políticos; y al parecer ni ganas por tenerlos.

De la retahíla de dicterios, descalificaciones, burlas y sacadas de lengua que ayer le propinaron a Pepito Atoles ahí presente, y al gobernador que le representaba, podemos destacar en primer lugar, el documento que leyó Luis Manuel Hernández –del Prd- que quiso ser trascendente, empero su redacción resultó churrigueresca, con descalificaciones extremas y un octálogo de buenas intenciones que referidas al gobierno y a la realidad social en que vivimos, resultaron rocambolescas, muy al estilo de los dichos del sátrapa de la mololoa.

Ivideliza Reyes –del Pan- estuvo de vena; festiva, burlona a mas no poder de Pepe Atoles, descalificándole como funcionario, destacando su conducta frívola que asume en las redes sociales, con su “ruta del sabor”; condenó el manejo discrecional de las cantidades de la deuda pública; y sobre todo dijo enfática que no atienden los conflictos políticos que se han generado en la entidad; lo único que reconoció al gobierno la brava panista, fue el renglón de seguridad pública, aunque no dejó de expresar que hubo un incremento en los robos de vehículos.

Al final, directo a su persona, francamente riéndose de Pepe, pidió el urgente relevo del secretario general de gobierno.

PENA AJENA DEL PRI Y EL BIOQUIFLOJO DE PAVEL

La diputada tricolor María Angélica Sánchez, hizo un buen intento de defensa de su gobernador, se focalizó en el innegable avance de seguridad pública, y enfatizó el regreso de la paz y la tranquilidad de los nayaritas, merced a las acciones de Roberto Sandoval, destacando las evaluaciones que hacen de su gobierno como la entidad de menor índice de violencia y el ataque al narco menudeo; de mediana calidad el documento, no adecuado para la confrontación política con los rijosos opositores.

Y llega enseguida el boquiflojo perrediano Pavel Jarero; sabedor que su oratoria barata y provocadora iba a enardecer la porra que llevaron, de entrada reconoció la atinada respuesta y coordinación del gobierno con otras entidades para enfrentar la amenaza del huracán reciente; luego, se quejó de que no les enviaron el informe completo, ni por escrito y solo unos cuantos días antes de la glosa; con toda la mala leche de que es capaz, alegórico dijo que el gobierno se metió al congreso para cambiar la naranja por el limón, con la obviedad referida a que el suplente del extinto Manuel Carbonel del MC, impuso el ejecutivo a uno del Verde.

Sobre el informe dijo que “son dos mundos distintos, entre la visión del gobierno y la que tiene el Prd” porque en todos lados afloran las contradicciones políticas; y reclamó que no les han entregado el proyecto de presupuesto que entregó el ejecutivo hace días; aventó un par de “chingadooo” y concluyó con que no hay mecanismos de interlocución política del gobierno con los partidos políticos; desconociendo que son ellos, una fuerza política real.

Ramón Cambero, con su simpleza acostumbrada nos sorprendió con una perla; dijo que el gobierno ya perdió el rumbo, puesto que en el objetivo de la gobernabilidad “es lograr la convivencia armónica entre el gobierno y los actores sociales, económicos y políticos en el marco del estado de derecho” y que no es cierto lo que dice el informe ya que “no han sido convocados para tocar los temas de la agenda del gobierno ni de los partidos…, no ha habido acuerdos, ni consensos; no hay diálogo; no hay acuerdos políticos con los partidos ni con el Ayuntamiento de Tepic..”

La defensa que hizo del gobierno el diputado Héctor Santana, fue pésima; dijo que él no iba a decir discursos –claro..! no sabe pergeñarlos; tampoco que no iba a discutir con sus compañeros los diputados de oposición –híjole..! entonces el escriba se preguntó ¿cuál es la naturaleza sustantiva de la operación legislativa y política..?

Se concretó a leer un documento sobre los ejes de deuda pública disminuída, adecuado tratamiento administrativo y calificó a Roberto como “el mejor gestor a nivel nacional”; pareciera que a más de un año de distancia, sus limitaciones no solo son evidentes en el desempeño de las participaciones en la tribuna, sino que no tiene el mínimo conocimiento de la función política que tiene que desempeñar forzosa y necesariamente un diputado del bloque del poder.

La glosa es un circo de dos pistas..! y el gobernador y sus hombres sucumben mediáticamente ante la fútil alarahaca de unos cuantos opositores, sin tener un hombre o una mujer que medio pueda no solo enfrentarlos, sino dejarlos en su exacta realidad, contestatarios estériles sin argumentaciones trascendentes.

Uh.., pues así, ni cómo ayudarle a Roberto Sandoval; hay que ver cómo le va en las dos ediciones que faltan.

Contacto.- cronicaslip@gmail.com

Interactúa con el autor, deja un comentario u opinión »

Ir al contenido