REFORMA CON DEDICATORIA

Luis Ignacio Palacios 14/11/2013 Comentarios

Los diputados integrantes de la actual legislatura, al parecer sin que grupo social lo demandara,  de motu proprio, instrumentaron la reforma que le otorga el derecho al actual presidente de la comisión de defensa de los derechos humanos para ser evaluado y en su caso ratificado en la suculenta presidencia de este organismo que de facto y de jure, se ha adocenado al grado tal, que existen voces que reclaman airadas la recurrencia de su inutilidad.

 En sesión pública ordinaria de la trigésima legislatura, declaró aprobada la reforma al artículo cuarto transitorio de la constitución política del estado de Nayarit, previo el registro de las votaciones en sentido positivo de los ayuntamientos de la entidad.

De conformidad a lo previsto por la constitución política en su artículo 131, una vez que la cámara de diputados aprobó la reforma  el día 29 de octubre del 2013, ésta fue remitida a los 20 ayuntamientos de la entidad a fin de recabar el sentido de su voto.
De los 20 ayuntamientos que constituyen nuestra entidad federativa, fueron 15 cabildos los que votaron a favor esta reforma constitucional, ellos  son: Rosamorada, Ahuacatlán, Tecuala, Bahía de Banderas, Tuxpan, San Pedro Lagunillas, Huajicori, Compostela, Acaponeta, San Blas, Santa María del Oro, Ixtlán del Río, Ruiz, Santiago Ixcuintla y Tepic.

Así, se aprobó en definitiva el decreto que contiene la adecuación a la disposición transitoria de la constitución local, por lo que en atención al procedimiento legislativo, se ordenó su remisión al titular del poder ejecutivo para su promulgación.

El objeto de la reforma protege a Huicot Rivas, ya que le respeta y garantiza su derecho a ser ratificado -previa examen- como presidente de la comisión en el sentido de la expectativa legal que le asistirá en aspirar a una ratificación en el cargo, quien previamente deberá ser evaluado por el Congreso en términos de lo dispuesto por la ley para evaluar el desempeño de servidores públicos del estado de Nayarit.

Tal como se presenta el escenario, esta evaluación que deberá ser bajo los principios de capacitación permanente, honestidad invulnerable, imparcialidad, independencia, objetividad y diligencia en el ejercicio de la función pública, puede resultar un fiasco ante la opinión pública, por ser los diputados facilitadores de la ansiada ratificación del hijo del famoso “Ché” Rivas Allende.

Esta sin par reforma fue impulsada por José Antonio Serrano Guzmán, -legislador de los profes- que preside la Comisión de Justicia y Derechos Humanos; así se las gastan pues, el ejercicio del poder sigue siendo endogámico. ¿Habrá pataleos..? sobre todo por los trascendidos de la conducta y aflicciones de Rivas Alvarez, que son verdaderamente infamantes.., veremos…

Contacto: luisi48@prodigy.net.mx

Interactúa con el autor, deja un comentario u opinión »

Ir al contenido