INTEGRACIÓN POLÍTICA EN TEPIC

Luis Ignacio Palacios 02/09/2013 Comentarios

Es explicable que las magras oposiciones en el congreso local, califiquen los apoyos del gobernador Roberto Sandoval al Ayuntamiento de Tepic, como una toma formal del municipio; sin embargo, pese a tales criterios,  podemos calificar que en los hechos, el edil de nuestra ciudad capital, Héctor González Curiel ha logrado una formal integración política con el régimen que ejerce Sandoval Castañeda; producto de la sinergia de los poderes, del estado de excepción financiera y política que prevalece en la entidad.

Cuando expresamos el aserto “gobierno consolidado” y nos referimos a la complementación que tiene el poder ejecutivo estatal con el congreso del Estado, es debido a que la mayoría de los diputados pertenecen al partido del gobernador, son correligionarios y obedecen a la lógica de nuestro sistema, la fuerza política que es el referente en la entidad, la hegemonía que prevalece, es la del titular del poder ejecutivo, de ahí que, con pocas y no notorias perturbaciones, la inter acción del trabajo legislativo entre uno y otro poder ha sido fluído y fructífero.

Cada administración, en base a sus intereses de corto y mediano plazo tiene su propia agenda legislativa, este gobierno ha venido desarrollando de manera continuada toda una serie de adiciones, reformas y adecuaciones del marco legislativo local; en esta labor cada cual de los diputados del Pri y de las oposiciones está haciendo lo que le indica su poca o mucha inteligencia y ganas de participar en serio en la remodelación del estado de derecho que nos rige.

En este contexto, es pues evidente la adecuación del presidente municipal a las instancias de operación del gobierno estatal, que está presto a resolver urgencias de todo tipo, en el seguimiento de sus políticas públicas, el no dejar desamparados a los ayuntamientos en sus apuros económicos, es una muestra de que pese a todo, la gobernabilidad que prevalece en la entidad, es la condición proritaria de Roberto Sandoval; el “Toro” solo es consecuente con el actual estado de la comuna.

Toda la entidad padece la astringencia económica, el reciclaje del capital producto de la inyección de los dineros públicos está acotado; las angustias existenciales no solo son de la burocracia –comodina, retobona y provocadora- sino de toda la sociedad, los apuros para la permanencia de los bienes y servicios que le prodiga el ayuntamiento a sus gobernados no pueden ser interrumpidos bajo ningún concepto; solo de esta manera se establece una nueva forma de organización de autoridades de los dos niveles de gobierno para darle a la sociedad la seguridad de su desarrollo.

CUMPLIENDO LA TAREA DE GOBERNAR

¿Existe alguna comunidad, colonia o barrio que haya dejado de visitar el presidente municipal de Tepic..? el “Toro” se mueve por todos lados, aplica la mejor de las reglas políticas en la difícil circunstancia en la que se encuentra el ayuntamiento de Tepic a su cargo, promociones de políticas humanitarias, recreación con los programas del sistema Dif municipal, atención personalizada a las demandas sociales de barrios y colonias de nuestra ciudad, que en temporada de lluvias le brotan problemas complejos en todos lados.

Agua potable y alcantarillado; instalaciones obsoletas y deterioradas; rehabilitación de bombas para el sistema, todos los programas preventivos que se llevaron a cabo previo al lluvioso verano, sirvieron desde luego, pero la conflictiva de servicios es permanente, se resuelven problemas en una colonia y ya brotaron otras dos o tres demandas más en otros lados o en otras comunidades del municipios.

Teniendo este modelo de organización política y del cómo evoluciona la sociedad ante su primer nivel de gobierno, se reclama un análisis profundo, crítico, para reformar lo obsoleto que se reduce a una trascendental tarea, que la autonomía municipal se refleje en lo financiero; es de todos sabido que los ayuntamientos no tienen facultades recaudatorias propias, todo su ingreso está diseñado por los congresos de los estados.

En Nayarit, es tiempo de que tanto el gobernador, sus diputados y el presidente municipal de la capital, inicien reformas para elevar las facultades recaudatorias del ayuntamiento, modificando todos sus reglamentos obsoletos, que en la actualidad, atentan contra los derechos de los contribuyentes y le dan la espalda a los principios constitucionales de los impuestos.

Por su parte, González Curiel, está cumpliendo de manera constante con sus atribuciones y responsabilidades, de conformidad a la parte política que le corresponde y el diseño constitucional de los gobiernos municipales; pese a todas las penurias financieras con las que ha tenido que lidiar, de ninguna manera podemos estar de acuerdo con las voces que señalan que su estadía en el Ayuntamiento de Tepic significa ya “su tumba política”.

El “Toro” tiene un reconocido expediente previo de buen administrador de los sistemas de agua potable,  su difícil experiencia como edil de la capital del Estado, nos ha confirmado sus perfiles de buen negociador y ser un optimista a toda prueba; gobernar es comunicar, es no eludir los problemas emergentes de la sociedad, y hasta la fecha, González Curiel lo está cumpliendo, tiempo es que la sociedad cumpla con sus tareas.

Contacto.- luisi48@prodigy.net.mx           

Interactúa con el autor, deja un comentario u opinión »

Ir al contenido