EL “TORO” ¿CORRIGIENDO EL RUMBO..?

Luis Ignacio Palacios 09/05/2013 Comentarios

Se lo dije en el primer diagnóstico sobre el cuerpo normativo del Ayuntamiento de Tepic, que le entregamos siendo presidente electo; se le vino encima la tormenta del mayúsculo endeudamiento y la enorme carga de cientos de basificados que le impusieron una camisa de fuerza, su primer año de ejercicio se dedicó a medio limpiar la casa y a atender el reordenamiento financiero de la deuda para que le dejase un buen espacio de acción inteligente y sustantiva para cumplir sus compromisos de campaña.

Con un poco de calma, el año pasado, a finales le informé de nuevo la precaria condición que prevalece en sus normas fiscales, de ingresos y demás, es una asignatura pendiente que los últimos cinco, seis presidentes municipales de Tepic, no han querido o no han podido atender por múltiples argumentos; no tienen tiempo, no tienen la percepción adecuada del problemón que tiene el Ayuntamiento a su cargo o carecen de funcionarios que le sean honestos para que les digan con verdad la realidad del cuerpo jurídico fiscal irregular y anticonstitucional que prevalece en la comuna de nuestra ciudad capital.

¿De qué estamos hablando..? de que todos los presidentes municipales, no son expertos en derecho fiscal municipal, y que desconocen en lo general y en lo particular el sistema nacional de tributación fiscal; así de simple.

Desde finales de los años setentas del siglo pasado, el gobierno de la república para resolver el problema que significaba la discriminación que tenían los Estados de la federación, merced a que sus gobernadores tenían poca o mucha cercanía del presidente de la república en turno, se reflejaba en la asignación de recursos de la federación a estas entidades.

Nuevo León, el Estado de México, Jalisco, Tabasco, Veracruz, Quintana Roo, Tamaulipas, Guanajuato, Sonora, Sinaloa, eran entidades que recibían un porcentaje  mayor de participaciones federales entre otras, porque no existía un método racional y equitativo; se transformó el modelo de entregar recursos de la federación mediante una complicada serie de indicadores y de fórmulas financieras, de tal modo que, desde que Celso Delgado era gobernador, le dijeron varios de los secretarios que fue a visitar para que le dieran mayores recursos, “señor gobernador, venga usted o no venga, solo les entregaremos a Nayarit, lo que están programado en la Ley de egresos y los convenios de coordinación tributaria..” decir lo contrario es demagogia.

De esta manera, se instrumentaron los convenios que todos los Estados de la federación tienen con la SHCP.

DEPENDENCIA TRIBUTARIA Y PROHIBICIONES

La federación con su pavorosa maquinaria para recaudar impuestos, les quita esta monserja a los Estados y Municipios, les entrega una bolsa para que sufraguen sus necesidades de desarrollo y aplicación de programas múltiples, contra la pobreza, para la seguridad pública, para el desarrollo regional, para limpiar deudas, para el desarrollo municipal etc. Con la condición (y prohibición expresa) de que no mantengan en vigencia rubros fiscales, -cualquiera que sea su nombre- de la misma materia de los convenios.

Tenemos así que la ley del IVA establece con claridad esta prohibición, de que los ayuntamientos no pueden ponerle cargas fiscales a los comerciantes, bajo ningún concepto, llámese licencias de funcionamiento o tarjetón de identificación de giro, o las licencias para construcción que deben ser una sola cuota única y no un pago diferenciado, en relación a la naturaleza de la construcción.

En el artículo primero de la Ley de Ingresos del Ayuntamiento de Tepic, el congreso estableció que todos los ingresos que reciba el municipio serán únicamente los que se establecen con claridad en la misma Ley; sin embargo se tienen problemas por la fijación de cobros a comercio y construcciones que no están contemplados en dicha ley.

En el artículo 115 de la Constitución política de Nayarit, se establece con claridad que todos los Ayuntamientos de la entidad, sólo podrán establecer cobros fiscales aquellos que sean autorizados por el Congreso local; esta es, el más claro señalamiento de que los Ayuntamientos en México no tienen capacidad tributaria autónoma, es decir que ellos no pueden por sí y ante sí, dotarse de reglamentos, normas o catálogos de giro que impongan gravámenes fiscales a los particulares.

Hace unos días, el Ing. Héctor González Curiel, junto a su tesorera, el síndico y algunos regidores, estuvieron con el director del Indetec, instituto para el desarrollo de la hacienda pública (que pagan todos los Estados y la SHCP) para analizar “diversos aspectos hacendarios del municipio” y  extrañamente, Yanín Cortés la jefa de prensa del Ayuntamiento no emitió ninguno de sus prolijos boletines de prensa con los cuales informa y educa a los comunicadores.

Existe un problema mayúsculo, todos los reglamentos del Ayuntamiento que norman actividades productivas, son inconstitucionales, porque no han sido aprobados por el Congreso local; si el “Toro” ya llevó este tema al Indetec, pues entonces, felicidades por nuestro amigo! Puede ser el inicio de una gran obra de corrección tributaria para la comuna que preside, por fin alguien se animó a ponerle el cascabel al gato y de una vez y para siempre, se resolvería esta incómoda e ilegal condición que han padecido los ediles de Tepic.   Contacto.- luisi48@prodigy.net.mx

Interactúa con el autor, deja un comentario u opinión »

Ir al contenido