¿JUSTICIA DEL PUEBLO? ¡CONDENATORIA..!!

Luis Ignacio Palacios 25/12/2012 Comentarios

Parece que no podrá darle la espalda a la Justicia…

Hace un par de días, el gobernador Roberto Sandoval, en ocasión del primer año de ejercicio de su sexenio en varias entrevistas, dejó muy claro su sentir sobre temas demasiado delicados que han impactado a la sociedad, el descomunal endeudamiento que tiene variopintos escenarios; el que registra como deuda pública, las deudas a corto plazo con bancos locales que no están en aquél, y la desviación de recursos que la administración anterior no entregó a instituciones públicas.

Todas las cantidades sumadas –dijo el gobernante- suman “mucho mas de las cifras que ustedes conocen.., mucho más, es como el doble..” circunstancia que impacta aún mas, y que deriva en la obvia y natural exigencia para poner a disposición de las autoridades al responsable, al sátrapa ex gobernador ney González; cuestión que le inquirieron a Roberto.

El titular del poder ejecutivo dijo, que no tiene interés en estar viendo la marcha de su gobierno “con espejos retrovisores…” que tiene mucho trabajo, que toda esa deuda que le dejaron “es como la loza que cargó el Pípila, así nos sentimos y sin embargo, así estamos trabajando por la gente de Nayarit, y le estamos dando resultados…”

Los cofrades de prensa insisten sobre el fincamiento de responsabilidades a los responsables, y el dicho de Roberto es, tal cual un mensaje de la Esfinge –el oráculo de los antiguos- “bueno el Organo de Fiscalización y los diputados están haciendo su trabajo…, pero yo creo que deben ser juzgados por el pueblo, yo creo en la justicia del pueblo..”

Nunca antes, a lo largo de su primer año de gobierno, Roberto Sandoval Castañeda, había sido tan claro y puntual con sus expresiones; pertenece a una nueva generación de políticos del PRI, que de una u otra manera se adaptaron a crecer y llegar a los puestos públicos en la dimensión de la alternancia en la presidencia de la república, que en manos de panistas, dimensionaron otra atmósfera política, distinta a la que prevaleció en el largo milenio de la hegemonía del tricolor.

Apenas están aprendiendo a ser distintos, el pópulo desde luego tiene prisa y ganas de quemar en leña verde en la plaza del bicentenario al sátrapa perverso que de manera deliberada dejó las finanzas públicas en quiebra, poniéndole grilletes a su sucesor para que no pudiera hacer un buen gobierno; al surgir a la luz pública los dictámenes de la Auditoría general de la Federación y lo que a cuentagotas hace el OFS local, la información de todas las causales para enjuiciar judicialmente al primer responsable del desfalco público, ahí está, a disposición de quien quiera bucear en ese mar de informes con críptico lenguaje.

El  dictum de Roberto es claro y con mensaje subyacente, si es el pueblo quien debe juzgar al sátrapa de la Mololoa, la sentencia ya ha sido emitido, es condenatorio, ¡culpable! ¡culpable! de delitos en contra de la administración pública, desviación de recursos y ejercicio indebido del poder.

EL MENSAJE ES PARA LOS DIPUTADOS

Ora que si como entendemos, que el mensaje es cifrado para quienes en nombre del pueblo ejercen facultades de enjuiciamiento, quienes debieron de ponerse alertas son los diputados del tricolor, y hemos pues de preguntarle sobre la filia política que hoy les anima, ¿defenderán al enajenado ex gobernante, o se ponen el sombrero en acción solidaria con Roberto..? Armando García,  eficaz pastor de la actual Legislatura,  puede replicar el mensaje en consonancia, y darle curso a la  demanda de juicio político presentada por el diputado panista Leopoldo Domínguez.

No será canibalismo priísta el proceso que se le finque al ex gobernante, sino una puntual respuesta a la naturaleza delictiva de sus acciones de rapacería protagonizadas a lo largo del sexenio precedente; es tiempo que en la aurora de un retorno del Pri a la presidencia de la república, donde Enrique Peña Nieto ha dado más de dos muestras de desembarazarse de ex gobernadores impresentables en su campaña y en su equipo de transición, que en Nayarit se lleve a sus límites, un procedimiento legal, que no sería linchamiento político.

Todos conocemos las resultas del enriquecimiento ilícito del gobernante, de su familia y de sus parientes políticos, se levantan edificios y se abren empresas millonarias en inversiones sin el menor pudor o la mínima vergüenza, el dictum de Roberto es el indicativo de que ya cayó en desuso ese incómodo ejercicio del gobernante que llega debe tapar el cochinero que le dejó su precedesor, ése es el sentido del mensaje de que el gobernador cree “en la justicia del pueblo..” sin duda está guardando las formas.

Queda en manos de los diputados de su partido y en el discernimiento que en consecuencia tiene que hacer el diputado presidente, estemos atentos pues a su respuesta; ya sabemos de antemano el protagonismo del diputín Alejandro Galván, el único humano, torpe y lerdo político que se convirtió en la grotesca caricatura de sí mismo.

Los romanos nos dejaron este aforismo: Ignorantia facti non juris excusat, que en buen español significa: Puede excusarse la ignorancia de hecho, pero no la de derecho.

Y la última cuestión ¿quiénes de los funcionarios de su gabinete, sabrá procesar políticamente este deslinde..? ¿Quiénes..? ¿Quiénes..?

Interactúa con el autor, deja un comentario u opinión »

Ir al contenido